Las reoperaciones de corazón mínimamente invasivas un avance en la medicina moderna

Reading Time: 2 minutes

El doctor Joseph Lamelas, pionero del “Método Miami”, explica por qué el “Método Miami” es el menos traumático en las reoperaciones de corazón.

Es común que los pacientes operados de válvulas de corazón necesiten una reoperación con el tiempo.

Ese es el caso de José Ramón Infante, quien se sometió a una primera operación a corazón abierto para reemplazar la válvula aórtica hace 13 años.

“Yo me tuve que someter a una segunda cirugía porque mi válvula ya había cumplido una vida útil”, afirma José Ramón, residente de República Dominicana.

Para su segunda cirugía, José Ramón acudió al Dr. Joseph Lamelas, jefe y director de los programas de cirugía cardiotorácica de University of Miami Health System. El Dr. Lamelas es el pionero de los métodos mínimamente invasivos de cirugías de corazón, conocidos como el “Método Miami”.

José Ramón afirma que gracias a sus controles anuales con su médico cardiólogo, se detectó que la válvula aórtica comenzaba a dilatarse, y lo indicado era cambiarla para evitar contratiempos.

“Es bien importante intervenir al paciente antes de que el corazón comience a fallar”, dice el Dr. Lamelas. “Al principio el paciente no tiene muchos síntomas, pero si se deja pasar mucho tiempo, empieza a tener problema de fallo cardíaco, y cuando lo llevamos a cirugía los resultados nunca son iguales”, agrega.

El Dr. Lamelas explica que la reoperación de José Ramón la realizó con la técnica mínimamente invasiva, que conlleva una incisión de 5 cm entre las costillas. “Hay mucho menos transfusiones y la recuperación en cuidados intensivos y en el hospital es más rápida, en comparación con la forma convencional, en la que se abre el pecho completamente por el medio”, agrega.

“Mi recuperación fue muy rápida y no tuve dolor”, afirma José Ramón, quien dice que al cabo de 9 días ya estaba de regreso en República Dominicana. “Me siento afortunado de haber sido operado por el Dr. Lamelas, ya que él es un pionero del método mínimamente invasivo”, añade.

A lo largo de los años, el Dr. Lamelas ha ido evolucionando cada vez más su técnica mínimamente invasiva, hasta el punto de que puede reemplazar tres válvulas del corazón, realizar reparaciones de defectos congénitos y resecar tumores. En la actualidad él es el único cirujano en el mundo que puede reemplazar la aorta ascendente por medio de una incisión entre las costillas, sin tener que dividir el esternón para llegar al corazón.

El Dr. Lamelas ha completado más de 17 mil operaciones de cirugía cardíaca durante su carrera, y más de 7 mil usando el método mínimamente invasivo.